El chancho

Este 2015 se cambio la forma en cómo se disputan las formativas, en un intento por eliminar los ascensos y descensos cada 6 meses que llevaban a preocuparse más por mantener la categoría o subir de serie, que por intentar mejorar a nuestros jugadores de cara al futuro

La opción propuesta por el Colegio de Entrenadores fue la de integrar series en dos grupos a modo de clasificatorio, para reubicar a principio de año los potenciales deportivos parecidos de cada club

Luego en grupos de 8 de nivel similar, se juegan dos ruedas para lograr las posiciones de Playoffs en la que se determina el campeón por cada categoría

Todo formato presenta pros y contras y no existe un formato que contemple todos los intereses puesto que estos mismos varían de club a club
El caso más claro es el del clasificatorio, que es donde se dan los partidos más dispares
Existen quienes lo ven como integración, como una chance de poder jugar contra jugadores o equipos de mayor nivel, que al jugar contra mejores te hace mejorar y existen otros que lo ven como tiempo perdido al no haber en ciertos casos una competencia pareja

Creo que los dos tienen razón y que el formato elegido debe contemplar ambas

El clasificatorio es necesario para seguir impulsando a muchos equipos a superarse, a emparejar hacia arriba y conocer otras realidades. Eso que cuando salimos a nivel internacional a jugar con Argentina, Canadá o España le llamamos “ganar experiencia”
Pero si coincido que tiene que ser la fase más corta en el tiempo de todas, para dar lugar en el tiempo a partidos en donde se compita realmente entre potenciales similares que redunden en la mejora del jugador

El año pasado hice la sugerencia de jugar por categorías Súper 4 para todos los equipos como forma de generar cada cierto tiempo mayor cantidad de partidos y una competencia corta y paralela que aumente la tensión competitiva

La parte más compleja viene en playoffs
Las categorías Minis y Preminis no juegan playoffs (decisión pedagógica) pero no deben dejar de jugar, los niños necesitan jugar como factor motivacional
Es tarea de las formativas implantar torneos/encuentros de carácter obligatorio en los mismos días y horarios de competencia habitual
De esta forma se acercaría a estas categorías al ideal de 35 partidos por año y no los 25 que actualmente disputan

En cuanto a los playoffs en sí mismos hay varios puntos que me parecen claves

Es la mejor parte de la competencia, por lo cual se debe tener tiempo para realizarse.
Acá la tensión competitiva aumenta y en muchísimos casos esa misma tensión es la que ayuda de moldear al jugador en términos de carácter, la personalidad del jugador y aspectos psicológicos como el manejo de la ansiedad, la presión competitiva y las frustraciones

Mi planteo es hacer series más largas (por lo menos a partir de Semifinales) en un intento por cumplir eso de “jugar más partidos contra equipos de potencial similar” que en algunos casos se reclama y darle a esta fase la jerarquía que se merece

El segundo punto que me parece importante es que se jueguen playoffs de 16, dando la chance a puntuales categorías buenas de equipos de otras series a pelear su lugar en niveles más altos
En este año se dio en más de una ocasión que equipos de series más bajas ganaron su cruce contra equipos de series superiores

El tercer punto necesario es que todos los equipos jueguen las 4 rondas de playoffs aunque pierdan algún cruce.
Esto es perfectamente viable y ya se le envió un modelo al cuerpo de neutrales de la FUBB que contempla esta posibilidad
De esta forma se evita el dejar de competir en principios de noviembre con más de dos meses por delante de entrenamientos

Seguramente haya mejoras o aportes a estas ideas, pero el formato o la competencia debe ser elegida en base a objetivos de formación de la federación y no analizadas con intereses clubistas que cambian según como estén de potencial en ese año puntual

Para terminar quiero dejar algo que para mí es clave para el normal desarrollo de cualquier formato de competencia

La fecha y hora de los partidos debe ser establecida por la FUBB y no dejarlo a criterio de los delegados de los clubes

De esta forma estaría desde febrero un calendario establecido para todos los clubes y se eliminarían los partidos atrasados o series de playoffs que duran 21 días
Así todos saben cuando se juega y tienen el tiempo suficiente como para solicitar adelantar en casos de fuerza mayor como viajes internacionales o jugadores en la selección
Este año se bajó la cantidad de partidos con la intención de cumplir un calendario y al 23 de diciembre aún series están en semifinales

Comentar con Facebook