Esto ya probamos

En diversas reuniones Lub todos los clubes hemos manifestado diferentes puntos de vista en cuánto a la forma de disputa de nuestro principal torneo, diríamos que hace un par de años que hemos encontrado en el mismo situaciones que dificultan al pensar en hacer la inversión para la competencia debido a su formato. Si jugáramos 2 partidos por semana podemos decir que en poco más de 3 meses se terminaría el torneo (hablo de los 6 equipos de abajo) es demasiado dinero para tan poco tiempo.

Recuerdo que cuando esta modificación se realizó fue producto de que 4 o 5 equipos que decían que se aburrían jugando con el resto por las diferencias de poderío, esto ocurre en gran parte de los torneos del mundo y en un deporte lógico puede que se acentúe más. Desde la mesa se entiende que volver al régimen de siempre jugando dos ruedas sería dificultoso por los tiempos, Ricardo ha mostrado la preocupación en referencia a las fechas y las competencias internacionales, tema muy atendible, ahora, debemos hacernos fuertes con nuestra competencia y sí atender lo Internacional, pero todo con un límite.

Otra preocupación es el tema económico en cuanto al gasto por partido, si esa es la causante de que juguemos esta forma de disputa tendremos que repensar muchas cosas, igual creo que lo mínimo que se le debe dar a cada club es un número superior de juegos al actual, de ahí hasta el cierre del torneo lo que la Mesa crea conveniente.

Algunos números para considerar

Lub 2015/2016:
los 3 que descienden (12º, 13º y 14º) no juegan más de 23 partidos y los 3
siguientes (9º, 10º y 11º) pueden terminar su temporada con 25 partidos.

LUB 2014/2015:
Los que descendieron jugaron 20 partidos
Los que no descendieron y jugaron la repesca jugaron en el mejor de los casos 25 partidos, pero pueden terminar en 22 de perder los 2 primeros.

Si nos vamos más atrás en el tiempo podemos observar este detalle en cuánto a los partidos a jugar por cada equipo.

Lub (años) 2008 2009 2010 2011 2012
Mínimo de partidos 26 30 28 30 30

Sin pasar a ninguna etapa siguiente.

He intentado hurgar en diferentes torneos de otros países y no he encontrado situaciones de disputa como las nuestras, diríamos que el derecho a jugar de local y visitante es algo ya instaurado en el mundo y frente a cualquier otra forma yo diría que no hay justicia deportiva. Esto ha hecho que la suerte de muchos equipos y su futuro en los torneos se vea reflejado en el azar del sorteo, a pesar de que algún distraído diga que no pesan las localías.

No hemos mencionado los avatares de cualquier equipo que en tan solo 13 partidos debe resolver su futuro y además su situación económica, los hechos como sanciones con cierre de cancha, suspensiones a jugadores, lesiones de entidad, recambios de extranjeros, etc., hará que la inversión puede esfumarse en un ratito, por ahí lo importante de la extensión del clasificatorio.

Ha ocurrido que una institución no piso la cancha de otro equipo por dos años, porque el sorteo así lo quiso, los dos finalistas de esta Lub Hebraica y Defensor Sporting no jugaron en nuestro club en todo el año, la Lub anterior lo mismo para Malvín y Trouville, y pregunto porque nuestra gente en un torneo que cuesta muchísimo dinero puede darse ese lujo de no ver los mejores equipos en tu cancha? ¿Porque privamos de que el público vea a los mejores jugadores de nuestro deporte en tu estadio? No sé a quién beneficiamos con estos hechos que no comparto de ninguna manera y tienen que ver con la difusión del deporte.

Hay consenso en los equipos Lub para retomar el clasificatorio de siempre solo resta escuchar a la Mesa como disputar lo que sigue eso fue el resultado de la última reunión, por ahí lo de Esto ya probamos.