Goes se Copa

Goes derrotó a Urunday Universitario 111-78 (33), y de esta forma logró el título del Clausura y la clasificación a la Liga Sudamericana. Luego de una primera fase para el olvido, el Misionero logró ganar 9 de los 13 partidos de esta segunda etapa y logró el broche de oro de clasificar por primera vez a una competencia internacional.

Goes terminó el Apertura en la última posición, con un récord de 4 ganados y 8 perdidos. Luego de 9 fechas tenía una sola victoria y 8 derrotas, y por esta razón a partir de la 10a fecha cambió de entrenador. De esta forma, el 9 de noviembre se dio el debut de Gustavo Reig, que fue con victoria frente a Trouville por 83 a 75 (8). A partir de ese momento, el Misionero ganó 11 de los 15 que disputó.

Pero el cambio no quedó solo por ahí. La incorporación de Kwame Alexander en la fecha siguiente, con el cambio de estrategia que esto significaba al cortar un perimetral como Rakim Brown, trajo muchas cosas positivas. Brown era hasta ese entonces el goleador de la Liga promediando 25,4 puntos y 8,9 rebotes por encuentro. Pero la llegada de Alexander dotó al equipo de otra intensidad defensiva, y además sumó un juego mucho más colectivo en ataque.

La mejora se vio en la cancha, en los resultados y en los números. El equipo pasó a jugar menos posesiones por encuentro, pero pese a eso más puntos por partido (78,3 vs 84,7), por lo que fue mucho más eficiente en ofensiva, anotando 10 puntos cada 100 posesiones más en el Clausura que en el Apertura. Además defendió mucho mejor, permitiendo 9 puntos menos cada 100 posesiones a sus rivales. A continuación un resumen de los números del Misionero en la LUB.

Fotos: Ignacio Rodríguez (Club Atlético Goes)