Palabra de campeón

Foto: CASLA basquet (Twitter)

Mathías Calfani está viviendo uno de los mejores momentos de su carrera. Campeon en Uruguay con Biguá y Malvín; le tocó cruzar el charco para sumarse a una potencia en Argentina. Allí se convirtió en el primer uruguayo en ganar la Liga y ahora también en ser campeón de la Liga de las Américas.

En este mano a mano, el artíguense de apenas 26 años y mucho por recorrer haba de todo. Pasado, presente y futuro; para un jugador que parece nunca alcanzar su techo.

Títulos con San Lorenzo
“Estoy muy contento de haber logrado los dos títulos con San Lorenzo. El de la Liga Nacional fue especial porque se dio en el primer año que jugué fuera de mi país y era muy importante para mí para ver cómo me sentía y como hacía la transición a una liga de otro nivel. Haber podido jugar y sentirme bien mientras lo hacía, en un equipo tan importante como éste y coronarlo con un torneo me dejo muy feliz y satisfecho con el trabajo realizado tanto a nivel personal como grupal. Luego, ganar la Liga de las Américas era uno de los objetivos que teníamos. El año pasado quedamos eliminados y para este sabíamos que podíamos lograrlo. En lo personal tuvo un toque distinto porque el año que debuté con Biguá jugué el torneo, llegamos al Final Four y ahí fue cuando me di cuenta que quería ser un basquetbolista y noté todos los sacrificios que había que hacer para lograrlo. Luego de tantos años, poder conseguir este título fue muy lindo y más aun siendo protagonista del equipo, a diferencia de aquella vez que viajé como Sub 23 más que nada para ganar experiencia”

Cantidad de logros ganados a su corta edad
“He tenido la suerte de casi siempre integrar planteles que apuntan a estar arriba y pelear por cosas importantes y estoy muy agradecido con los dirigentes por darme la chance de poder formar parte de dichos equipos. Me acuerdo de todos los títulos que gane y cada uno de ellos fue especial a su manera. El primero que obtuve como profesional fue el Sudamericano de Clubes Campeones con Biguá y pocos meses después la Liga Uruguaya, lo cual fue increíble para mí porque se dio en el comienzo de mi carrera, cuando recién comenzaba a soñar y a plantearme objetivos. Luego vino el título del ascenso con Tabaré, el bicampeonato de la Liga con Malvín y por último estos dos con San Lorenzo.
Con la Selección, si bien no me ha tocado ser campeón, he tenido la suerte de integrar grandes planteles tanto con la mayor como en Formativas y de ganar partidos muy importantes lo cual disfruté mucho y me siento un agradecido de haber podido vivir este tipo de cosas que siempre dejan alguna enseñanza”.

Relación con Tinelli
“Con Tinelli tengo una muy buena relación, principalmente de jefe y empleado porque él es el dirigente del equipo. Nosotros lo vemos como alguien muy apasionado, que ama a su club y que siempre quiere ganar. Todos nos llevamos bien con él y cuando va al club, que es bastante seguido, tomamos unos mates y comentamos hechos puntuales de algún partido”.

Próximo objetivo
“Ahora que terminó la Liga de las Américas, que era el objetivo más importante que teníamos y que ya se nos había hecho esquivo el año pasado, lo principal pasa por ponernos fuertes mentalmente y 100% físicamente para mantener el primer puesto en La Liga, tener la ventaja de cancha en los Playoffs y luego ir por el tricampeonato. San Lorenzo se armó para eso y creo que tenemos una linda chance de lograrlo. Sabemos que no va a ser fácil ya que tenemos que enfrentar a equipos muy duros y con muy buenos planteles por lo que debemos que estar todos sanos y enfocados en el objetivo”

Futuro en el club
“Tengo un año más de contrato con el club y sinceramente no he hablado con nadie acerca de mi futuro y por el momento tampoco lo pienso. Acá me siento muy cómodo, se trabaja muy bien, me dan muchas chances de aprender y crecer, lo cual siempre fue algo muy importante en mi carrera y quiero aprovecharlo al máximo”.

Salir campeón de la Liga de las Américas
“Ya había tenido la posibilidad de participar de este torneo tanto con Biguá como con Malvín y poder ganarlo era algo que venía persiguiendo desde la primera vez que lo jugué porque vi lo que significaba consagrarse en dicho torneo y lo que implica para un jugador formar parte del mejor equipo del continente. Hoy, tener la chance de lograrlo en un equipo como San Lorenzo y siendo parte importante del plantel, fue un premio hermoso y que me deja en claro que el esfuerzo y el trabajo realizado día a día tarde o temprano paga y que siempre hay que creer que los sueños se pueden lograr”

Primer uruguayo en ganar Liga Argentina y Liga de las Américas
“En ninguno de los dos torneos lo tenía muy presente, siempre me enteré sobre la marcha, uno antes de jugarlo y el otro al terminar. La realidad es que pensaba que alguien ya lo había logrado porque siempre jugaron muchos uruguayos en Argentina y sobre todo grandes jugadores como Leandro, Martín, Pica, Bruno, Tato, Fefo, todos pasaron por acá y no sabía que ninguno había logrado salir campeón. Para mí fue un premio hermoso porque hacer historia para tu país es algo muy lindo, que va a quedar marcado y que la gente de alguna forma u otra te va recordar que indirectamente es algo que todos buscamos. En mi caso, que me recuerden como el primer uruguayo campeón en la Liga Argentina y en la Liga de las Américas me llena de orgullo y de felicidad. Además, esto me motiva a seguir creciendo y mejorando para poder conseguir más títulos tanto para mí como para mi país”