Gana y lucha

Boca venció como local a La Unión en cifras de 69-68 (1) e igualó a Peñarol y Quilmes en la 18a ubicación de la Liga Argentina con 12 triunfos y 21 derrotas. El principal objetivo de mantener la categoría sigue estando al alcance.

Martín Osimani: 31 minutos, 5 puntos (1/4 dobles, 0/2 triples, 3/4 libres), 3 rebotes, 1 asistencia, 1 recupero y 1 pérdida.

Fuente: Prensa Boca

El primer cuarto tuvo un nombre y apellido exclusivo. Kevinn Pinkney hizo lo que quiso con la defensa de La Unión de Formosa, sumó 13 puntos en diez minutos, y lideró a Boca hacia el 22-19 cosechado. Los formoseños se sostuvieron con Elsener, pero ya vieron que tendrían dificultades en la Bombonerita.

La Unión empezó el segundo cuarto con dos bombazos para pasar al frente 25-22. Pero entre Harrison y Boccia inclinaron la balanza para el lado Xeneize. La defensa bien plantada, más un bombazo de Pérez adelantaron 40-31 al equipo de Narvarte cerca del final. En la última, Elsener acercó a La Unión 40-33 al descanso largo.

Boca llevó de manera tranquila el tercer segmento del partido. Dentro de un contexto de poco goleo y muchos errores, el conjunto de Guillermo Narvarte vivió de la renta obtenida en los veinte minutos iniciales del cotejo. Ningún jugador anotó más de cuatro puntos en este diez minutos, cosa que le sirvió al dueño de casa para cerrar 54-46 de cara al último.

La Unión mostró credenciales en el arranque del último. Con defensa y tres triples como banderas, el equipo de Ramella pasó al frente 60-56, clavando un largo parcial de 14-2. Pero Narvarte pidió minuto, Boccia tomó las riendas del ataque de Boca, y la cosa cambió. El Xeneize pasó al frente nuevamente, soportó los últimos arrestos visitantes, y lo liquidó desde la línea con Lucas Pérez (69-65). El último triple de Young, sobre la chicharra, decoró el score.