Vive, lucha y juega

Miramar le ganó a Bohemios en cifras de 91-81 (10), igualando de esta manera la serie 2-2 llevandola  a un quinto y decisivo partido a jugarse el próximo martes en el gimnasio de Tabaré. Dentro de un goleo muy repartido entre cuatro de los cinco titulares, Wadell se destacó 31 puntos y 11 rebotes, seguido por Mazzuchi con 20 unidades y 7 asistencias.

Los primeros minutos del partido no fueron vistosos ya que las defensas superaron a los ataques. Con el transcurso del cuarto quién abrió una ventaja de la mano de Perdomo. Por el lado de Miramar, algo de Nicoletti pero sobre el cierre un triple de Nicolás Catalá sobre la chicharra le dio una renta interesante a los de Pocitos que finalizaron 24-13 arriba.

El segundo cuarto tuvo un comienzo parecido al primero con respecto a las defensas y luego se volcaron las acciones para el lado del monito. Parcial de 10-0 para Miramar, a Bohemios le costó una enormidad , tomando de esta manera el control del juego los del barrio Belgrano. El trámite se torno parejo sacando una corta ventaja los dirigidos por Yaquinta yéndose al descanso largo, 39-36.

El arranque del complemento tuvo a Martin Trelles convirtiendo triples por un lado y a Wadell insoportable por otro. Para defender al foráneo Frugoni acudió a Espinosa quién logró frenarlo. Miramar encontró soluciones en Blazina y Leandro Pintos para tomar una renta de 10, 60-50. La diferencia llegó a ser de 15 con una defensa asfixiante del monito en toda la cancha. Sobre sl cierre acortó Antunes con libres, se fue el tercero 69-58.

En los últimos 10 minutos de juego Mazzuchi colocó un triple que estiró la renta a 14 puntos. Frugoni recorrió a Monroe teniendo este un ingreso soberbio que permitió a su equipo comenzar a descontar considerablemente, llegando incluso a ponerse a tan solo 3 unidades con aportes de Tortajada restando 3 minutos.
Los equipos se cargaron de faltas y tanto Pintos como Tortajada debieron abandonar la cancha. Los libres debido a esto eran fundamentales. Wadell convirtió desde la línea simple para que Miramar estirara su renta a 6 con menos de un minuto por jugar. Con el reloj como enemigo Cortizas tiró desde el perímetro sin éxito y con libres el monito estiró su renta aún más. Victoria incontestable de los dirigidos por Yaquinta 91-81 llevando a un partido decisivo el final de esta pelicula el próximo Martes.