Es cosa seria

Aguada derrotó a Hebraica Macabi por 98-87(11) en la avenida San Martín y trepó a lo más alto de la tabla. Diego García finalizó con 22 tantos y 10 asistencias, seguido por los 20 puntos de Demian Álvarez.

El “Rojiverde”, que afrontaba el partido con la baja del “Panchi” Barrera, lograba imponer su ritmo y comenzaba mejor. El equipo buscaba el pase extra y aparecían espacios, los cuales eran explotados al máximo por el perímetro; conformando un tridente picante con Diego García, Federico Pereiras y Demian Álvarez. En respuesta, su rival creció de la mano de Michael Hicks, quien se asoció de buena forma con Leandro García Morales. Además, Jorge Díaz colaboraba haciendo el trabajo sucio en la pintura, siendo clave para que los suyos acorten la distancia y terminen el primer cuarto 26-23 abajo.

Dwayne Curtis y Jeremis Smith se combinaron para colocar un rápido parcial de 5-0. No obstante, Sebastián Izaguirre se abría y lastimaba con su tiro exterior, para que luego Díaz tome la posta en el juego interno; poniendo incluso un doble agónico para dejar las cosas 45-44 a favor de su equipo de cara al descanso largo.

Los dirigidos por Fernando Cabrera movieron bien la pelota y lograron contrarrestar la defensa zonal propuesta por el rival, masacrándola a puro triple con Demian Álvarez como estandarte. “LGM” se encendió y trajo al “Macabeo” nuevamente, pero puntos importantes de Miguel Barriola calmaban las aguas y permitían que el local ingrese al último cuarto 70-65 arriba.

El “Aguatero” puso un 5-0 de movida y parecía encaminar la victoria, hasta que la visita contestó con la misma moneda. El trámite cambió radicalmente cuando, a falta de 7 minutos, García Morales es expulsado de forma injusta. A partir de allí, el dueño de casa controló las acciones con García como conductor, acompañando con buenas defensas en el cierre.

Diego García finalizó con 22 tantos y 10 asistencias, seguido por los 20 puntos de Demian Álvarez. En la visita sobresalen los 23 de Michael Hicks.