“Es nuestra obligación venir al interior”

El cuerpo técnico de la selección uruguaya de básquetbol arribó al Estadio cerrado 8 de junio de Paysandú el pasado viernes sobre las 15 horas para trabajar con entrenadores y planteles de jugadores locales. Del estacionamiento del Shopping partieron rumbo al máximo escenario del país, al menos hasta que se concrete el Antel Arena.

Por Mauro Goldman (20once, Paysandú)

El neutral de la Liga de básquetbol de Paysandú Ramiro Beceiro indicó que “les agradecemos que estén acá, es un cambio importante que estén en el litoral, base del básquetbol nacional, al menos en parte”.

Muchos técnicos y jugadores se encontraban presentes para trabajar con los entrenadores durante la calurosa tarde.

La idea del cuerpo técnico según lo manifestaron es visitar al menos dos o tres veces al año las distintas localidades del interior del país.

Signorelli en conferencia de prensa afirmó que “esta es nuestra obligación. Nosotros arrancamos en el 2016 a trabajar, en el 2017 hicimos un trabajo con el que no quedamos conformes y ahora arrancamos el 2018 y pasaremos por todas las ciudades del interior”.

Asimismo destacó la cantidad de jugadores que proporciona el litoral al básquetbol nacional, “no habíamos venido a Paysandú todavía, es una plaza muy fuerte y venimos a aportar nuestros conocimientos, a sugerir, no venimos a imponer reglas, vamos a venir varias veces, acá hay una estructura espectacular”.

Signorelli supo ser entrenador del Paysandú BBC años atrás, está en conocimiento de las reformas previstas en el estadio y no tendría problemas que la selección nacional jugara algún partido en Paysandú por las eliminatorias.

“Es una deuda que tenemos, yo como principal cabeza de este proceso, el año pasado no hicimos las cosas bien. Más allá de ayudar a los entrenadores, a los preparadores físicos, hoy vino el profesor Bessio también, vino todo el staff. Lo estamos haciendo ahora” indicó.

Consultado sobre la posibilidad que los jugadores viajen a entrenar con la selección manifestó que “Ahora se consiguió un canje con una agencia de ómnibus. Nos han faltado cosas. Acá hay chicos en la sub 14, Gentile de Wanderers y otro de Touring. Esos chicos quedaron por sus cualidades pero también por su entrega, los clubes ayudaron. La Federación tiene que ayudar y ayuda. La liga local puso el alojamiento en este caso. Todos tenemos que poner algo, esto no es interior contra Montevideo, tenemos que tratar de estar unidos por el bien del basket, por la masificación del deporte. Si tenemos esta estructura y no la usamos es porque somos muy tontos. Hay que traer cosas, tenemos que darle a la Liga local y la Liga a nosotros, es un ida y vuelta, lo importante siempre es hacer cosas. Lo que nosotros hacemos en la selección tiene que ser servir para los entrenadores, para que lo hagan en los clubes, por eso vamos a ver jugadores del 2000 al 2004, los tenemos a todos vistos y además que vean los entrenadores lo nuestro, después cada uno elegirá lo que sirve”.

En relación a la selección uruguaya detalló que “pensábamos que nos traíamos los dos puntos en la última doble fecha, a Argentina fue la primera vez que oficialmente se le ganó allá. Ahora tenemos tres victorias y una derrota. Tenemos a Paraguay y Argentina para terminar la primera fase. La segunda fase va a ser dura. Esperemos que Jason Granger pueda venir para los próximos partidos, él juega la ACB en mayo, creo que va a venir”.

Sobre la victoria ante Argentina entiende que “se le puede ganar y se ganó. Tenemos que tener la mentalidad de ir a ganar siempre, de pensar que no somos más ni menos que nadie. De bajo perfil, humildes y trabajando para ganarle”.

Finalmente consultado por 20Once sobre las posibilidades de integrar el basket de mejor manera, Signorelli cree que “lo mejor sería empezar por formativas ya, una liga nacional de clubes o selección. Un torneo nacional de minibasket de todos los departamentos así masificamos, y luego que vuelvan regionales y nacionales. Se podría hacer por regiones, es un tema de los dirigentes, no me compete a mí”.