Con la carpeta bajo el brazo

Cordón venció 81-75 (6) a Lagomar y quedó como uno de los líderes del Metro. El Albiceleste puso un parcial de 47-34 en el complemento con una excelente tarea de Pepusa Pérez con 33 puntos.
Por cuartos: 25-17, 34-41, 57-59
Jueces: A. Sánchez Varela, E. Ferreira, D. Borio
Cordón sigue en la punta del torneo tras vencer a Lagomar en duelo de líderes, con un gran segundo tiempo donde marcó un 47-34 que terminó dándole el triunfo.
El comienzo fue con un Cordón superior, que cargó en la zona pintada con Dida Pereira y Pepusa Pérez encontrando réditos, siendo muy efectivo defensivamente, para llegar a sacar hasta 13 puntos (20-7) de ventaja.
En el segundo período modificó algunas cosas Gustavo Sande, que se refugió en una zona 1-2-2 en defensa y contó con ingresos muy provechosos como los de Alfonso Arrillaga y Rodrigo Cardozo, para poner un 24-9 en ese cuarto y cerrar 7 arriba el primer tiempo (41-37).
En el complemento nuevamente Cordón salió decidido a bajar el ritmo del juego y cargar en el bajo, sea con Dida o con Pepusa, logrando volver a tener el control del juego. En el equipo del balneario era Moultrie el que sostenía ofensivamente a su equipo, que ingresó un doble arriba al último período.
Defensivamente fue implacable el último cuarto de Cordón, que contó con un Della Mea que cumplió su rol a la perfección, defendiendo de forma notable a Gonzalo Álvarez. En ofensiva, el Albiceleste encontró una noche muy inspirada de Pepusa Pérez y Modernell jugando abierto se dedicó a asistir de gran forma, para darle a Cordón un nuevo triunfo para seguir como líder.
Alejandro Pérez fue la gran figura del partido con 33 unidades, seguido por Dida Pereira, que aportó 15 puntos y 10 rebotes. Brian Moultrie con 21 puntos y 13 rebotes fue el más destacado en Lagomar, secundado por Nicolás García con 17.
EL DATO
Cordón bajó 44 rebotes (19 de ellos en ataque) sobre 33 que tomó Lagomar
El MVP 
Pepusa Pérez. El expermientado interno fue titular y demostró estar muy vigente, lastimando de frente y de espaldas al aro, por momentos inmmarcable.
GALERIA JIMENA MONTGOMERY