Problema de fondo

Gran repercusión trajo la no participación de la Selección Femenina en el Sudamericano de mayores. Es una realidad que Uruguay ha sido el país que menor participación ha tenido en esta rama, pero también hay que resaltar algunas cosas que hace un tiempo se vienen haciendo. Sin dudas que el ideal es siempre competir, pero también tener el apoyo de los clubes es fundamental para que el femenino pueda crecer y no se estanque en el intento.

El CEFUBB su casa

El Centro de Entrenamiento ha sido la casa de las diferentes selecciones femeninas así como masculinas. Hace ya dos años chicas desde la U13 a la U21 han pasado para perfeccionarte y sentirse jugadoras de Selección.

Pero no sólo de la capital, sino del interior como forma de integración es que con Alejandro Álvarez como entrenador se hace un trabajo a largo plazo. Han existido concentraciones de chicas del interior en el CEFUBB para trabajar y conocerlas más.

Es un camino largo, que se está empezando a transitar y se espera que en unos años se vean los resultados.

Problemática interna

Hace un par de temporadas, la Liga Femenina ha ganado en repercusión y también ha comenzado a tener más arraigo entre la gente del basquetbol. De todas formas hoy en mayores, sólo son 9 los equipos participantes y si sumamos los que también trabajan en formativas el número aumenta a 15.

Es una realidad que para los clubes el femenino muchas veces no cuenta. Problemas para prepararse, jugar y hasta conseguir cancha para entrenar son una constante entre chicas (y no tanto) que haces un gran esfuerzo por practicar este deporte.

Liga más atractiva

Hace un par de años, se buscó que la competencia sea más atractiva. En mayores, los equipos después de una rueda se dividen entre las de mayor y peor potencial. Es así que uno ve partidos mucho más atractivos y no se pierde esas ganas de competir por nadie. Se comenzaron a acomodar los calendarios y los asteriscos no son una constante en la tabla de posiciones. De todas formas, al igual que con las Selecciones, es un proceso que lleva tiempo y los resultados comienzan a verse de a poco.

En el siguiente informe repasamos lo que han sido los últimos años en la competencia de clubes para el femenino.

2016

Liga mayor  – 10 equipos (Malvin, Capitol, Nacional, Aguada, Cordon, Goes, Capurro, Albatros, 25 de Agosto, UCM)

Formativas – U18 – 5 equipos (Malvin, Nacional, Bohemios, Urupan, Liverpool)

En 2016 hubieron 13 clubes que trabajaron el femenino (Malvin, Capitol, Nacional, Aguada, Cordon, Goes, Capurro, Albatros, 25 de agosto, UCM, Liverpool, Urupan y Bohemios)

2017 

Liga mayor – 8 equipos (Malvin, Defensor, Goes, Nacional, Capurro, Deportivo Paysandu, Cordon, Albatros)

Formativas – U14 – 9 equipos (Malvin, Defensor, Bohemios, Goes, Nacional, Urupan, Atenas, Cordon y Defensores de Maroñas)

Formativas – U18 – 6 equipos (Malvin, Defensor, Bohemios, Goes, Nacional y Urupan)

En 2017 hubieron 12 clubes que trabajaron el femenino (Malvin, Defensor, Bohemios, Goes, Nacional, Urupan, Atenas, Cordon, Defensores de Maroñas, Capurro, Albatros, Deportivo Paysandu)

2018 

Liga mayor  – 9 equipos (Malvin, Defensor, Capurro, Deportivo Paysandu, Cordon, Aguada, Atenas, Hebraica Macabi, Bohemios) (se bajaron Nacional, Albatros y Goes, y se sumaron Aguada, Atenas y Hebraica)

Formativas – U13 – 5 equipos (Malvin, Defensor, Urupan, Atenas, Plaza Nueva Helvecia)

Formativas – U15 – 10 equipos (Malvin, Defensor, Bohemios, Hebraica Macabi, Nacional, Aguada, Urupan, Urunday Universitario, Yale y Defensores de Maroñas)

Formativas – U19 – 7 equipos (Malvin, Defensor, Bohemios, Hebraica Macabi, Nacional, Aguada y Yale)

En 2018 hay 15 clubes que trabajan el femenino (a los 12 del 2107 se agregan Hebraica Macabi, Aguada, Yale, Urunday y Plaza Nueva Helvecia y se bajan Albatros y Goes)