El color internacional

El espectáculo que se vivió en cuanto al color y la pasión en el Palacio Peñarol es digno de resaltar. Mucha gente de Goes palpitó el estreno internacional para la institución desde temprano. El grueso de la hinchada con bombos, trompetas y banderas ingresaron minutos antes del inicio del partido.

Tapizado de rojo y azul el Palacio se preparaba para vivir una fiesta y más allá del resultado final, muchos hinchas misioneros vivieron una jornada especial en todo sentido.

A lo largo de los 40 minutos vibraron, al igual que los hinchas de la «W» de un partido que si bien no fue bien jugado, tuvo el condimento de la paridad y la tensión sabiendo la importancia del punto en juego.

Del lado de Welcome y desde temprano, estuvo Esteban Batista, pilar para la clasificación del equipo a este torneo, cuando ganara el Apertura y clasificara a una competencia internacional tras casi 17 años. También estaba Javier Espíndola, entrenador de ese equipo.

GALERIA MARCOS FERREIRA