«Es un orgullo enorme»

Camila Kirschenbaum, una de las tres chicas que viajarán al Campus Basketball Without Borders América a realizarse en Medellín, conversó con Agustín Bó sobre lo que será esta experiencia.

¿Qué te genera estar presente en la décima edición del Basketball Without Borders América?

Poder formar parte de de los jugadores seleccionados para la décima edición del BWB es un orgullo enorme para mí porque refleja todo el trabajo y sacrificio que vengo realizando hace ya varios años. Además, el hecho de te elijan como un proyecto a futuro desde la NBA y que tomen en cuenta mi juego hace que me vea muy emocionada.

¿Qué se te pasó por la cabeza al conocerse la noticia?

Me enteré de la noticia en febrero de este año, antes de viajar a China con la selección uruguaya. El “Gallego” Álvarez me llamó para comentarme que estaba invitada a este Campus y fue una mezcla de sensaciones por todo el cuerpo que no le pude hablar. Me puse a llorar de la emoción que estaba atravesando. Para todo jugador, que te elijan para ir a un Campus de la NBA es lo mejor que te puede pasar.

¿Cómo fue que se dio la invitación a este evento de gran jerarquía a nivel mundial?

La verdad es que no lo sabemos muy bien. Pero por lo que nos contaron nuestros entrenadores, nos vieron en una práctica dos representantes de la NBA que se encontraban acá en Uruguay. Estábamos en el CEFUBB con la U17, antes de partir rumbo a Chile para disputar el Torneo Brisas, vieron nuestro juego y les gustó mucho.

¿Con qué objetivos/expectativas vas hacia Medellín?

Voy con muchas expectativas pero sinceramente no se con que me voy a encontrar. Uno de mis objetivos es poder compartir momentos con prestigiosos jugadores y entrenadores del resto del mundo. Me gustaría volver siendo una jugadora más completa, adquirir ciertos conocimientos que le faltan a mi juego y pulir los que ya tengo. Por último, esta experiencia me sirve para medirme con jugadoras del exterior que nunca me he enfrentado y conocer tanto colegas como entrenadores nuevos.

Además de vos, en cuanto al básquetbol femenino también asistirán Florencia Niski y Emilia Larre Borges, ¿crees que eso es mérito al gran crecimiento que está atravesando el básquetbol femenino en nuestro país?

Sí, yo creo que sí. Esto es fruto del gran crecimiento que está atravesando el básquetbol femenino en nuestro país. Se nos están dando cada vez mas horarios, los clubes se están sumando, hay más impacto en las redes sociales y el público está asistiendo a ver los encuentros. Todo esto ayuda a la difusión y al crecimiento pero todavía falta.

¿Te influye en algo contar con la presencia de tus colegas en el Campus?

Sí, obvio que sí, a todos nos influye positivamente porque sabemos que nos vamos a estar apoyando mutuamente y si alguno necesita ayuda sabe que los demás vamos a estar ahí. Viajar con varios compañeros a un Campus de estas características hace que todo sea aún mejor porque todos compartimos la misma pasión.

¿Qué tan importante es este evento para tu futuro?

Este tipo de eventos es muy importante para el futuro de cada uno de nosotros porque te permite mostrar tu juego a distintos entrenadores o jugadores de distintas partes del mundo logrando abrir nuevas puertas.