«El básquetbol para mí es todo»

Camila Kirschenbaum, recientemente confirmada como nueva jugadora del Rivas Ecópolis Basket, conversó con nosotros horas previas a emprender su viaje rumbo a Madrid.

¿Qué balance haces de la participación de Uruguay en el Sudamericano U17 Femenino?

El balance es positivo y fue una experiencia muy enriquecedora. Fue la primera vez en la historia que Uruguay ganó tres de cinco encuentros que disputó y eso nos deja muy contentas. Caímos ante Argentina y Colombia, dos selecciones que finalizaron el torneo en el podio. Fuimos con el objetivo de lograr la clasificación al Premundial, lamentablemente no se logró pero siempre dimos el máximo y nos dimos cuenta que estamos cada vez más cerca de las potencias.

Lograron una quinta posición histórica para nuestro país ya que nunca antes se había logrado, ¿qué importancia tiene tiene eso para ustedes?

Haber logrado el quinto puesto fue un orgullo enorme. Luego de ya no tener chances de clasificar al Premundial, el objetivo pasó a ganar todos los partidos que quedaban para obtener ese puesto que es muy importante para el básquetbol femenino de nuestro país. Este logro incentiva a las generaciones más chicas a seguir esforzándose para en un futuro tener su oportunidad en la selección uruguaya y hacer historia.

¿Cuáles fueron las claves para poder lograr tres victorias y un quinto puesto fantástico?

Nos basamos en distintos planes de juego ya que todos los partidos eran diferentes, cada selección tiene sus virtudes y defectos. El cuerpo técnico realizó un trabajo magnífico de scouting y eso fue trascendental. Al nosotras entender sus ideas y poder llevarlas a cabo, se dieron los resultados. Ganamos los juegos a partir de la defensa, provocándoles tiros incómodos o malas desiciones que nos permitían correr la cancha. En el 5×5 estacionado, generalmente te marcaban en una zona y se hacía más difícil poder anotar.

¿Qué crees que les faltó para vencer a potencias como Colombia y Argentina?

Fueron dos partidazos que los habíamos preparado hace muchísimo tiempo acá en el CEFUBB. Ambas son selecciones que sabíamos que eran muy fuertes y contaban con muy buenas jugadoras. Cometimos errores que quizás acá no te los hacen pagan pero a nivel internacional si y por momentos no defendimos como debíamos hacerlo. Nos dolió mucho haber caído en esos dos partidos pero nos dejó muchas enseñanzas de cara al futuro.

¿Crees que la prensa les haya llamado la “Generación Dorada” y creado una expectativa enorme, les jugó en contra?

Puede ser si porque nos hizo poner una mochila que capaz no deberíamos habérnosla puesto. Nos hicieron poner el chip de clasificar al Premundial como de lugar y si no lo lográbamos iba a ser un fracaso. Por el otro lado, también nos sirvió de motivación porque veíamos que contábamos con apoyo y la gente confiaba en nosotras.

Culminaste el torneo siendo la máxima goleadora del mismo y figura de la selección uruguaya, ¿qué valor tiene eso para vos y cómo te sentiste dentro de la cancha?

Tiene un valor muy importante porque todo lo que yo entrene, me esforcé y trabaje está dando sus resultados. Me sentí muy cómoda dentro de la cancha y muy contenta de haber podido ayudar al equipo. Obviamente que lo hice con aciertos y errores porque es parte del deporte. Además, todo lo bueno que yo hice en el torneo no hubiera sido posible sin el fenomenal trabajo de mis compañeras.

¿Cómo ves la difusión del básquetbol femenino en nuestro país?

La difusión está mucho mejor que años anteriores. Antes, cuando la Liga no estaba tan bien organizada como ahora, no participaban muchos equipos y no había mucha repercusión en las redes. Hace tres temporadas que las finales se vienen televisando gracias a VTV y eso abrió al público a que conozca el nivel. Todo el trabajo que están haciendo los periodistas tanto en las radios como en las páginas webs es buenísimo y ojalá lo siga siendo.

¿Cómo surgió la posibilidad de ir a continuar tu carrera y estudios a Ribas Ecópolis Basket?

La posibilidad surgió cuando en marzo de este año la selección U17 Femenina viajó a China y España a realizar una gira por ambos países. Uno de los equipos que nos enfrentamos en un amistoso fue Rivas Ecópolis, cuyo entrenador le gustó mi juego, se interesó en mi y se contactó conmigo para mencionarme que si estaba interesada en jugar en el exterior, él se ponía a las órdenes. Cuando volví a Uruguay, se lo comenté a mis padres, analizamos la oferta y decidimos que era lo mejor para mi. Esto se cerró en octubre pero como venían las finales con Defensor Sporting y el Sudamericano preferí guardármelo para no perder el foco en lo que era importante en ese momento.

¿Qué tan importante es esta partida al básquetbol español en tu carrera?

Es muy importante y un gran salto que estoy dando a una temprana edad en mi carrera. Va a ser un gran desafío para mi porque me voy a tener que adaptar a estar lejos de mi familia, a vivir sola y estudiar en un liceo nuevo. Yo sabía que si quiero ser una buena jugadora, este salto lo iba a tener que realizar tarde o temprano.

¿Cómo viene siendo la preparación para este gran paso en tu carrera y cómo estás viviendo estos días previos a emprender el viaje?

No tuve tanto tiempo porque llegué del Sudamericano el lunes a la madrugada. A la mañana entreno la técnica individual y por la tarde hago trabajos físicos junto al resto de mis compañeras. Estos últimos días he estado muy ansiosa y a full con despedidas tanto de amigos como de familiares.

¿Crees que se da en el momento justo?

Yo creo que se da en el momento justo si porque vengo realizando un proceso muy lindo desde febrero de este año. Estoy súper motivada y en una de mis mejores versiones.

¿Qué conocimientos tenes acerca de tu nuevo club?

Es un club ubicado en las afueras de Madrid que trabaja muy bien sus divisiones formativas y saca muy buenas jugadoras. Este año el objetivo es regresar a Primera División y el entrenador es el mismísimo Javier Fort, quien entrenó jugadoras de la WNBA y cuenta con una dilatada trayectoria a nivel internacional. Estoy segura que me va ayudar muchísimo a seguir mejorando.

¿Con qué expectativas y objetivos viajarás rumbo a Madrid?

Obviamente que no se con lo que me voy a encontrar exactamente pero estoy segura que va ser una experiencia increíble. Espero poder adaptarme al equipo y vivir sola lo más rápido posible para ganarme un lugar en la rotación. Mi objetivo es mejorar día a día y aprovechar al máximo esta oportunidad que no se da todos los días.

¿Qué es el básquetbol para vos y qué tan importante es el apoyo de la familia en el día a día?

Es básquetbol para mi es todo, es mi vida y me encanta lo que hago. Cuando entro a una cancha y pico la pelota me desconecto del mundo, es como que siento una paz interior enorme. Mis padres son lo más y les debo todo a ellos. Están siempre ayudándome en lo que necesite, me apoyan y me acompañan a todos los Campus. Su apoyo incondicional es lo que me da más fuerza en los momentos complicados y sin ellos no hubiera llegado a donde estoy ahora.

Ellos se van a quedar conmigo la primera semana para conocer el lugar en el que me voy a quedar, el club y el liceo. Después se vuelven y nos volveremos a encontrar en las fiestas.