“El deporte está en un segundo plano”

En tiempos de emergencia nacional y mundial por el Coronavirus, preparadores físicos y jugadores trabajan desde sus hogares durante el parate de la competencia. Es por eso que fuimos en busca de la palabra de Florencia Somma, preparadora física y jugadora del Club Malvín y Marcos Cabot, jugador del Playero, para saber cómo viven y cómo se afronta esta situación tanto personal como grupalmente.

Por Santiago Pernas

Con 135 casos confirmados de Coronavirus en el país y una situación de emergencia, ambos dejaron en claro que “el deporte pasa a un segundo plano” y “lo primordial es que mejore la situación del país”.

La Preparadora Física del club Malvín expresó que está viviendo esta situación “por un lado con mucha conciencia y por otro intentando ganarle a la ansiedad. No he tenido ningún caso cercano pero nadie está exento”. Mientras tanto el base del playero manifestó: “No he tenido ningún caso cercano pero me lo estoy tomando con total seriedad, quedándome en cuarentena absoluta porque realmente creo que es la manera que tenemos de que esto pase rápido”.

Acerca de lo que es la planificación física y la comunicación con los planteles durante este parate indeterminado, la Profesora y también Jugadora nos contó que “tanto los jugadores de LUB como los de formativas tienen su plan de trabajo. Por ahora nos estamos manejando mediante el diálogo por mensajes para saber cómo lo vienen realizando”.

También nos comentó que día a día, según las noticias y medidas que se vayan tomando, debe “reorganizar la rutina e ir acomodando los hábitos, definiendo los momentos para cada cosa. Confío en el profesionalismo del plantel para llevar a cabo los trabajos y conforme a lo que ocurra iremos ajustando el entrenamiento y su control hacia un lado o el otro”.

En cuanto a los trabajos físicos, Cabot nos cuenta que está cumpliendo con el plan de trabajo señalado anteriormente por la Profesora Somma, tratando de buscar adaptarse a los espacios de una casa que por supuesto no son los mismos que los de un club. “Más allá de que la parte aeróbica se complica un poco por un tema de espacios, hay que ponerle voluntad, hacer la rutina todos los días y mantenerse bien físicamente para estar preparado en caso de que se retome la Liga”.

Este parate se da con la Liga entrando en etapas definitorias, de hecho Malvín y Olimpia se enfrentaban en la siguiente fecha en un juego clave. En este plano de incertidumbre los planteles se encuentran sin poder entrenar juntos a la espera de lo que pasará en los siguientes días. Con respecto a esto la ex jugadora de Selección Uruguaya, como parte del cuerpo técnico de Malvín expresó: ”Sin duda que es una situación particular y así lo entendemos. Hoy el deporte está en un segundo plano. De todas maneras estamos en contacto diario, principalmente con el “Pájaro” (Médico) que es el que filtra un poco la información que compartimos en el grupo. Si bien va a ser difícil reinsertarse a competir en una etapa definitoria, las condiciones son iguales para todos y ojalá se pueda volver a jugar y que todo esto sea una anécdota de una liga atípica”.

Mientras tanto, el experiente base también con paso por la Selección manifestó que “Es una situación atípica que afecta a todos los equipos por igual y escapa de nosotros. Lo que podemos hacer de nuestro lado es cada uno ser responsable y cuidarse, pero lo primordial es que mejore la situación del país y ojalá que después vuelva la Liga”.

Al finalizar, ambos se expresaron y dejaron un mensaje importante para todos con respecto a la situación que vivimos como sociedad.

La referente de Malvín Femenino y Preparadora Física manifestó que “Es una oportunidad para colaborar entre todos, ser solidarios y adherirse a las medidas si es posible. Sin entrar en una paranoia pero respetando la realidad que se presenta”.

Para cerrar, Marcos Cabot, pieza clave de Malvín manifestó que la situación es realmente seria y debe tomarse como tal. “Para salir adelante se necesita la solidaridad de todos, cumplir estrictamente con los pedidos de no salir y sobre todo tomárselo en serio porque es una situación que ha golpeado al mundo de manera brutal. Hay que pensar que los médicos no dan a basto, que mucha gente se está yendo a seguro de paro y mientras tanto nosotros el granito de arena que podemos aportar está en no salir si no es sumamente necesario y transmitir que es una situación realmente complicada y seria para intentar que pase lo más rápido posible”.