Carta abierta de la BUA

La BUA expresó una cierta disconformidad con el formato votado por los clubes, en lo que refiere a la contratación de fichas, para El Metro 2020. El principal argumento es que no se le da lugar a los «nuevos» Sub 23. También propone un cambio, con el agregado de una ficha Sub 21 de LUB o una Sub 23 de DTA.

A continuación, la carta completa:

En este tiempo de cuarentena e incertidumbre laboral, donde está imposibilitada la práctica deportiva, consideramos conveniente aprovechar el tiempo para pensar y reflexionar sobre algunas decisiones del pasado, con el fin de analizarlas en pos de construir un mejor futuro para el basquetbol uruguayo.

La primera y más reciente, corresponde al formato de disputa del Torneo Metropolitano de Ascenso edición 2020. El formato que fue votado por los clubes fue el siguiente: 

  • 4 Fichas mayores (incluye a los Sub 23 de LUB).
  • 1 Ficha mayor oriunda (jugador formado en el club (primer fichaje o 2 años de formativas), o haber jugado los últimos 2 torneos con ese club básicamente).
  • 2 Fichas innominadas (una puede ser extranjero).

Lo más preocupante de dicho formato refiere a la escasa por no decir nula aparición de “nuevos” Sub 23. El término de nuevos refiere a jugadores que estarían teniendo su primera oportunidad como profesionales en el Metro, buscando mostrarse y ganar experiencia que les abra un camino en la Liga Uruguaya de Basquetbol (LUB).

Este problema sucede ya que el formato de disputa pone a los Sub 23 de cuadros de LUB en calidad de fichas y a su vez permitiendo únicamente 4 espacios para las mismas. El argumento que utilizaron los clubes de Metro para fundamentar el voto de esta propuesta, responde a la búsqueda de espacios para los jugadores Sub 23 formados en dichos clubes. Desde BUA creemos que este NO es el camino para generar la mejor versión del basquetbol nacional. 

Primero porque ningún reglamento obliga a los Clubes de Metro a contratar jugadores de otras instituciones, si consideran que los suyos están capacitados para jugar y quieren apostar a su crecimiento, tienen total libertad de no contratar otros jugadores. Aparecen varios ejemplos de Clubes como Larrañaga y Bohemios, que abrieron espacios para jugadores de sus formativas y lograron con esto tanto títulos deportivos como réditos económicos en posteriores pases. 

Y en segunda instancia, analizando la situación desde una posición objetiva, este reglamento impide que los jugadores (EN GENERAL) de mayor proyección, que son los formados en los equipos de LUB (en la serie 1 de formativas: 9 de 12 clubes juegan la LUB y sólo 2 El Metro) tengan competencia en Primera División en todo el año, limitando así su desarrollo y generando dos torneos (LUB y Metro) con los mismos jugadores.

En lo que se lleva anunciado por los clubes de El Metro respecto a contrataciones, no hay ningún jugador contratado de los que un año atrás culminaban su ciclo formativo, ni siquiera de aquellos que pasaron por selección o que tuvieron buen rendimiento cuando le dieron alguna chance en la Liga. 

Los Sub 23 que fueron contratados son los que van como “figuras”, los que ya tienen su nombre y su lugar en la Liga. ¡Todo lo contrario a lo que debería pasar! Mientras que por el otro lado los jugadores que ya disputan minutos en LUB continuaran jugando los 12 meses del año. La lista de jugadores que se van a perder la oportunidad de desarrollarse es larga, y sin Metro seguramente luego tampoco tengan chance alguna en la Liga… 

Quizá alguno se vaya a la DTA (divisional que tampoco tiene un reglamento pro desarrollo de jóvenes talentos) y desde ahí intente mostrarse y ganarse un lugar en el siguiente Metro, que con este reglamento ni siquiera es muy seguro que pueda tener. A otros ni siquiera eso les va a permitir, ya que su club de Liga lo retendrá “por las dudas” y seguirá sumando meses y meses sin jugar.

Debido a que recientemente fue presentado de manera conjunta con ANEBU una propuesta integral sobre un posible formato (ideal) para todos los torneos de basquetbol masculino, y en simultáneo BUA como Asociación le entrego a la Presidenta de la LFB un posible formato de disputa para el 2020, agregaremos en este comunicado únicamente una propuesta, que ya fue presentada en conversaciones anteriores con la FUBB y consideramos de máxima importancia que la misma sea votada a la brevedad:

1 Ficha extra que pueda ser ocupada únicamente o por 1 Sub 21 de LUB o por 1 Sub 23 de DTA.

Elegimos culminar el siguiente comunicado con un extracto de una entrevista a Sergio Hernández (Entrenador Principal de la Selección Argentina): En un partido de playoffs, por un problema de lesiones tiene que utilizar a un perimetral (promesa argentina) como interno con el fin de tratar de conseguir ganar el partido. Al otro día lo llama el entrenador rival, León Najnudel, un entrenador argentino de destacadísima trayectoria. Este le consulta el porqué de colocar a la joven promesa en una posición en la que no puede jugar internacionalmente, y luego de que el “Oveja” le explicara sus motivos, la respuesta del entrenador fue la siguiente (la encontramos aplicable al formato votado para este Metropolitano): “¿Y a quien carajos le importa de qué lo necesitas a Díaz? Acá lo importante es qué necesita Gaby Díaz y qué necesita el básquet argentino, no vos». No hay que ir tan lejos para ver y copiar el camino. Pero ese camino, a ellos si los llevo lejos.

Temas claves:

  • Jugarlo en simultáneo de la LUB.
  • Duración de competencia: 8 meses.
  • Calendario que evite que las fechas finales de ambos torneos coincidan. 

Comisión sub 23 BUA




Be the first to comment

Leave a Reply