«El desarrollo deportivo de las chicas sigue siendo el objetivo principal»

Nos fuimos hasta la calle Gustavo Gallinal, más precisamente al número 1980, ahí donde se ubica la cancha de Yale. Allí charlamos con Rodrigo Briñon, director técnico de Yale.

Por Emanuel Silveira

Fueron una de las revelaciones del campeonato pasado, pero esto es fruto del trabajo de años. Tienen un gran laburo, ¿cómo ha sido llevar adelante este proyecto durante tantos años?

La verdad podría hablar un largo rato sobre lo que significa el proyecto del femenino para el club y para mí personalmente. A nivel personal ha sido un gran desafío desde el inicio, cada experiencia vivida en este proyecto me ha dejado aprendizaje tras aprendizaje, he generado un sentido de pertenencia muy grande con todo el laburo realizado.

Creo que esa pertenencia también lleva a una gran responsabilidad en el trabajo que hacemos día a día, tratamos de ser lo más profesional posible cada día más allá de las condiciones que se tengan. Y para el club considero que fue un antes y un después. Dejamos una semillita que la verdad no deja de crecer, ver la escuelita llena de niñas hoy en día nos llena de orgullo a cada uno de nosotros. También creo que se ganó un grupo de entrenadores que trabajamos con mucha adhesión y con mucha pasión por lo que hacemos.

El 2020 fue complicado para todos los equipos, estuvieron a poco de no presentarse pero entre las jugadoras y cuerpo técnico no iban a dejar que sucediera, y después lograron traer a Agustina García, contános un poco todo lo que fueron esos sucesos…

La realidad es que el cierre del club a causa de la pandemia causó un impacto muy fuerte y el retorno de las actividades fue complicado. En un principio estuvo en discusión la participación o no en la LFB pero bueno, con colaboración de todos pudimos sacar la situación adelante y lograr una participación muy positiva. En cuanto a Agus, básicamente la falta de competencia en Argentina fue lo que posibilitó su llegado. Y también me gustaría reconocer el gran esfuerzo de la familia Delucchi para que el salto que tuvimos de calidad con su llegada fuese posible.

Fue difícil el camino, pero como dicen, está en él la recompensa. El hecho de que tuvieran que organizarse entre ustedes las hizo más fuertes, y Agus dejó una huella importante en las chiquilinas, ¿cuáles fueron esos progresos que tuvieron, que siguen presentes y que ayudaron a que llegaran a ser un gran equipo el año pasado?

La huella dejada por Agustina fue increíble. Era lo que fuimos a buscar en ella, pero nunca nos imaginamos que el impacto podía ser tal. El desarrollo en las más chicas fue muy grande, transmitió mucha seguridad a cada una de ellas desde lo deportivo, aumentó notoriamente la intensidad de nuestros entrenamientos y supo ser una líder positiva en todos los aspectos.

¿Cómo están en el tema incorporaciones?

En cuanto a las incorporación, la idea fue mantener a las jugadoras que formaron parte de la Liga pasada y lo logramos. Además, sumamos a María José de la Llana y a Luciana Chagas que nos van a dar un salto de calidad desde lo deportivo y en el crecimiento de las más chicas. También vamos a sumar a Sofía Risso, Milagros Ferreira y Luana Lizzazoain que el año pasado por tema de edad y reglamento no pudieron competir. Tenemos un plantel más largo que el año pasado con el mismo objetivo de fomentar el desarrollo deportivo de las más chicas.

Para cumplir los objetivos hay que entrenar, ¿Qué cantidad de días están pudiendo practicar?

Siempre quisiéramos entrenar un poco más, pero este año en comparación al año anterior logramos ganar 30 minutos más en uno de los entrenamientos semanales y las jugadoras están trabajando después de cancha con Diego Acuña en la parte física.

¿Piensan incorporar una ficha extranjera?

La idea es poder incorporar a alguien si. La realidad es que al haber coincidencia con la Liga Argentina el mercado para traer jugadoras de ahí está muy difícil, e ir a buscar jugadoras en países más lejanos eleva mucho los costos. Veremos qué solución podemos encontrar.

Jugaron un muy buen basket en el campeonato 2020, para este año cuentan con la misma base de jugadoras y las incorporaciones ya mencionadas, ¿cuáles son sus objetivos este año como equipo?

Las aspiraciones son las mismas que el año pasado. Seguimos siendo un equipo muy joven, con un promedio de edad de los más bajos en la Liga. El desarrollo deportivo de las chicas sigue siendo el objetivo principal. La evolución deportiva de Sofía Podestá el año pasado, siendo la base titular, de Mariangel Santana, siendo la mayor anotadora del equipo por detrás de la extranjera y de Cinthia Mott cumpliendo un rol defensivo muy bueno, fue enorme.

Queremos seguir por ese camino y poder sumar algunas jugadoras más en ese crecimiento. Tenemos la suerte de tener 5 fichas mayores que acompañan ese crecimiento de muy buena manera.

¿Cuáles son sus puntos fuertes y cómo trabajan para que sea aún mejor?

Defensivamente creo que fuimos muy regulares e intensas el año pasado. Logramos controlar a rivales de gran potencial por varios minutos del partido y esa fue una fortaleza. Estamos en cada entrenamiento tratando de aumentar un poco más la intensidad y sobre todo insistimos mucho en poder mantener esa concentración defensiva más tiempo.

Ofensivamente nos quedamos con él debe de aumentar un poco el ritmo del juego y es algo que intentaremos mejorar este año.

¿Qué les pareció la forma de disputa elegida por votación?

Creo que no es la forma de disputa que le da mayor competitividad al torneo y quizás no sea la más atractiva para los que siguen la Liga desde afuera. Sin embargo, creo que es justo deportivamente que todos los equipos tengan la posibilidad de cruzarse contra todos.

La realidad es que no hay mucho margen de error para la clasificación a las diferentes copas, perder con un rival directo te puede tirar para abajo sin tener posibilidad de jugar una segunda rueda. Pero teniendo en cuenta las pocas fechas que hay para jugar me parece lo más justo deportivamente.




Be the first to comment

Leave a Reply