Merengue agrio

Lenovo Tenerife cayó en condición de local 72-70 (2) ante el Real Madrid por el marco de las semifinales de la Supercopa de España. Bruno Fitipaldo anotó tres puntos. Los madrileños jugarán la final ante Barcelona.

El conjunto de Tenerife buscaba abrir la temporada coronándose en la Supercopa de España, lo que hubiese significado su segundo título de dicha competencia en años consecutivos, pero para ello debía vencer al superpoderoso Real Madrid en las semifinales. El Madrid tuvo un par de ausencias claves, Randolph, Tompkins y Carrell no fueron de la partida.

Los tinerfeños tomaron la iniciativa, fueron duros en defensa, cerraron bien a los tiradores de la Casa Blanca y lograron conseguir una pequeña ventaja. El equipo de Laso estaba totalmente apagado de 6.75, lanzando 15 triples sin ningún acierto. Al descanso ganaba el equipo locatario 37-31 (6).

El tercer período volvió a ser favorable para los de Vidorreta, Shermadini continuaba haciéndose notar en la zona pintada, aprovechando la generación de juego de Marcelinho Huertas, que terminó con seis asistencias. Como nota, en el mismo tercer cuarto, se retiró con asistencia para caminar el internacional español Rudy Fernandez, en lo que aparentó ser una lesión de rodilla. Los últimos diez minutos fueron de otro partido. La jerarquía y el buen juego del equipo de Pablo Laso se hizo notar y lentamente se acercaban en el marcador, hasta que lograron dar vuelta el encuentro. Los insulares se quedaron sin respuesta, los porcentajes cayeron y el partido se les escapó.

El Madrid jugará la final ante Barcelona, que venció sin complicaciones al Valencia Basket.

El goleador del juego fue Shermadini con 21 puntos. En el ganador, se destacó Yabusele con 15.

Bruno Fitipaldo: 18:22 minutos, 3 puntos (1/4 dobles, 0/2 triples, 1/1 libres), 2 rebotes, 4 asistencias, 1 pérdida.




Be the first to comment

Leave a Reply